A partir de este momento, ella ha decidido viajar siempre en el vagón de las mujeres... Ahora ha descubierto que el ambiente es más relajado aquí... Ahora observa a las mujeres en este espacio transitorio..., un espacio que se siente como suspendido en el tiempo, siempre impregnado por la feminidad. En este momento recuerda todos esos espacios donde ha estado con otras mujeres sin la presencia de hombres, cómo sus amigas entonces se abren más, cómo se apoyan entre sí... Claro, a veces se pelean, pero también se compreden unas a otras. Ellas tienen otra perspectiva...